La primera propuesta para el nuevo logo del PP fue rechazada por ‘pesimista’

 

PUBLICIDAD

 

PUBLICIDAD

Un pájaro dodo inútil, gordo y en trance de extinguirse. La primera propuesta de los diseñadores contratados por el Partido Popular para modernizar el logo del partido pasaba, según ha podido saber este periódico, por sustituir el símbolo de la gaviota, ese ave carroñera y oportunista de fastidioso graznido, por la de un pájaro dodo (didus ineptus), ave gorda y patosa de apetito voraz que perdió la capacidad de volar y que se extinguió a finales del XVII.

La propuesta fue rechazada por “el qué dirán” y por su implícito pesimismo. Todos los originales del primer logo fueron destruidos. Todos, no, claro. Si no, de qué íbamos a tener este.