La CUP aprueba en quinta votación comenzar a usar ropa interior limpia

asamblea_cup_sabadell_votacion
Hay veces que el lema de este diario: “Jamás las mentiras contaron tantas verdades”, tiene un punto de ironía que ya, ya…

Larguísima noche en la Pista de Atletismo Cubierta de Sabadell, donde la Asamblea de la Candidatura d’Unitat Popular (CUP), tras perder todo el domingo en una votación sobre si Mas, sí o si Mas, no, que terminó en un empate imposible, sometió a sus militantes a la difícil cuestión sobre los hábitos de higiene de la cúpula del partido y si se deberían extender al resto de la militancia del partido antisistema.

PUBLICIDAD

Para ello, había cinco propuestas.

PUBLICIDAD
  • La primera, la de que debería comenzarse a usar ropa interior.
  • La segunda, la de que debería comenzarse a usar ropa interior limpia.
  • La tercera, la de que debería usarse ropa interior limpia después de ducharse.
  • La cuarta, la de que debería usarse ropa interior limpia después de ducharse al menos una vez cada tres días.
  • La quinta, que todo continuase como hasta ahora.

Tras no menos de cuarenta intervenciones en las que se destacó la lucha enconada entre la militancia de las grandes zonas urbanas, que comenzaron, motu proprio, a usar desodorante hace tres meses, y la militancia de la CUP de las zonas de interior de Cataluña y Valencia, más guarretes ellos y ellas, se procedió a efectuar la primera votación nominal y secreta, tras la que fue descartada la cuarta opción, la de ducharse al menos una vez cada tres días, tildada de “fascista, intervencionista y opresora” por destacados dirigentes de la CUP, como el ex diputado de ascendencia zamorana David Fernàndez, que recordó que los camaradas indígenas del altiplano peruano tampoco se duchan tanto “y ahí están, tan pichis”.

En la segunda votación, quedó eliminada la propuesta de usar ropa interior limpia después de ducharse, lo que provocó el enfado de una militante de Mataró, que aseguró a gritos que “ella ya lo tenía todo preparado en su casa”, incluyendo un guante de crin “para frotar bien”, y que “a ver quién me abona a mí lo gastado, que no tengo el chichi pa’ farolillos”.

Después de que los servicios de seguridad desalojaran a la alborotadora, la tercera votación descartó la propuesta de que todo continuase como hasta ahora, “ya que ahora somos más en el Parlament y los de mantenimiento nos han asegurado que no pueden subir más el aire acondicionado para que ahí no sude ni Dios”, tal y como han propuesto diputados de JxSí sentados junto a ellos.

Ya de madrugada, se llegó a la votación definitiva entre las propuestas de comenzar a usar ropa interior y comenzar a usar ropa interior limpia. A pesar de las protestas de un grupo de militantes de Manresa, que aseguraban que eso era “desproporcionadísimo”, la votación final fue de 1.478 votos a favor de la ropa interior limpia y 1.477 a favor de que “tampoco hay que ser más papistas que el Papa”, que es como se llamaba el título de la propuesta.

A continuación, y como ninguno de los militantes del partido antisistema, anticapitalista, antieuropeísta, antiburgués y secesionista, tenía que trabajar al día siguiente, todos y todas se fueron a tomar un chocolate en sus múltiples variantes, momento en el que un corrillo de militantes femeninas se formó en torno a la lideresa Anna Gabriel para interesarse por su peluquero y para preguntarle si era mejor comprar ropa interior color carne o negra, por aquello de la lucha contra el heteropatriarcado.

> Noticias relacionadas: