Carmena ofrece Madrid para acoger a los inmigrantes del Aquarius, a excepción de su casa

La alcaldesa de Madrid, llegando en transporte público a la rueda de prensa

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena (Hieracómpolis, Alto Egipto, 2944 a.C.), ha hecho llegar al Gobierno de Pedro Sánchez la propuesta de acoger en la capital a a un mínimo de veinte familias de inmigrantes subsaharianos del barco ‘Aquarius’, “en cualquier sitio, salvo en mi casa, incluido el jardín, pero por causas de fuerza mayor; que a mí me encantaría que vinieran todos, que soy muy acogedora, como saben todos los niños que se pierden en el bosque, pero es que tengo previsto hacer obras en el aseo del cuarto del servicio y se va a llenar todo de polvo, que ya tengo experiencia en estas cosas y cuando la cuadrilla de rumanos te dice que en dos semanas está todo hecho, ponle que tres meses y siempre te dejan un zócalo medio suelto que luego tienen que venir a repasar y claro, yo veo que los inmigrantes ahí pues no iban a estar cómodos, porque después va a haber que pintar entera ese ala de la casa y el olor a pintura es molesto y no te vas a poner a cocinar oliendo a aguarrás que tira pa’trás, que no es porque no quiera que vengan, ojo, que además tengo otro de los cinco dormitorios ocupado por la interna y un cuarto impracticable con cajas de uno de mis hijos que llevo ya tres años diciéndole que se las lleve, que quiero meter ahí muchos inmigrantes, con lo que a mí me gustan los refugiados y los inmigrantes, pero es que el chaval está liado, que yo también entiendo eso, pero vamos, y en resumen, que estamos de obras…”.

PUBLICIDAD

A preguntas de los periodistas, la alcaldesa de Madrid ha asegurado que “lo más importante ahora, en cualquier caso, es cambiar los nombres de las calles franquistas para que los inmigrantes que quieran venir se encuentren a gusto”.

PUBLICIDAD

A repreguntas de los periodistas, alguno de ellos con la cabeza ladeada como un cocker spaniel cuando escucha una guitarra, Manuela Carmena ha gritado: “¡detrás de vosotros, un mono con tres cabezas!”, lo que ha creado un instante de confusión que la alcaldesa de madrid ha aprovechado para lanzar una bomba de humo y desaparecer por una trampilla secreta mientras soltaba una carcajada malvada y se montaba en su unicornio de combate.

Sos Mediterranée

A este respecto, un portavoz de SOS Mediterranée, la ONG que fleta el barco Aquarius ha asegurado que todavía no han encontrado 20 familias que quieran venir a España, “que nuestros client… esto, los inmigrantes están muy agradecidos, pero que dicen que a ver si no podría haber algo en Alemania, o en Francia, que quien dice Francia dice Bélgica, que han oido hablar muy bien del sistema de extradiciones belga”, ha asegurado el portavoz mientras acariciaba un gato antes de excusarse para poder volver a la boda de su hija.

> Otras noticias: