Aluvión de altas en el PP tras su decisión de ‘abstenerse con indiferencia’ en lo de desenterrar a Franco

Tarán, tarán, tarararantan, tarán, tarán, tarararantan, tarán, tarán, tarararaán, tararán (bis)

A los gritos de “iva, iva, iva, qué gran iniciativa”, “ente, ente, ente, abstención indiferente” y “elo, elo, elo, que se joda mi abuelo”, cientos de miles de personas de ideología liberal-conservadora que hasta ahora se limitaban a votar al PP sin decidirse a dar el salto a la militancia activa, colapsan desde ayer las principales sedes del Partido Popular a lo largo y ancho de España para solicitar su ingreso como militantes de pago en “El Gran Partido Que No Es De Izquierdas”.

PUBLICIDAD

Según fuentes del PP consultadas por este periódico, este aluvión de altas de nuevos militantes es el resultado directo de la decisión del Grupo Popular en el Congreso de “abstenerse con absoluta indiferencia” en una próxima votación para la validación parlamentaria del Real Decreto socialista que modifica la Ley de Memoria Histórica y ordena la exhumación de los restos del general Franco y su posterior inhumación en algún cementerio, camposanto o maceta grande de terraza.

PUBLICIDAD

En este sentido, hemos conocido que la portavoz del Grupo del PP en el Congreso, Dolors Montserrat, ha enviado una comunicación interna a los diputados del Grupo con las instrucciones para efectuar la votación con indiferencia: “se hará mirando al techo, elevando y bajando los hombros con un ritmo cansino y se pulsará con desidia el botón de abstención con la mano izquierda mientras con la derecha se hará como si uno se quitara un resto de lechuga, nervio de filete o similar de una muela, chasqueando la lengua y poniendo cara de aburrimiento invencible”.  

También en este sentido, una fuente próxima al partido extraparlamentario VOX ha asegurado a este periódico mientras se pellizcaba el muslamen hasta hacerse sangre que “algo raro tiene que haber, porque esto es demasiado fácil”.

> Otras noticias: